CUIDAMOS

Preservación del medio ambiente

En SERIFRUIT, apostamos por llevar a cabo procesos eficientes y sostenibles que contribuyan al cuidado y a la preservación del medio ambiente.
Para ello, contamos con placas solares que permiten generar energía eléctrica a partir del aprovechamiento de la energía de la luz solar. Estas instalaciones están emplazadas en dos ubicaciones: en nuestras naves SERIFRUIT A1 Y A2 y en nuestros huertos solares.

 

De esta forma, contribuimos a la reutilización de la energía al tiempo que reducimos la huella de carbono y obtenemos un ahorro en la factura eléctrica.
Además de emplear las mallas superlight, las mallas de celulosa o las corbatas de papel térmico que reducen significativamente la utilización de plásticos, apostamos por los envases reutilizables de IFCO y de Euro Pool System, que contribuyen a crear un futuro más sostenible.

Innovación y calidad

En SERIFRUIT, el compromiso con la naturaleza es constante. Por esta razón, la investigación y la innovación son dos piezas esenciales en nuestro día a día.
Hacen posible que obtengamos un producto de calidad excepcional al tiempo que minimizamos el impacto medioambiental de todos y cada uno de nuestros procesos.

Para ello disponemos del calibrador automático de gran precisión para elegir la mejor fruta por calibres, calidad, color para obtener el mejor producto.

 

La reutilización de los recursos hídricos y la sustitución de fertilizantes y pesticidas por componentes naturales y respetuosos con nuestro entorno nos convierten en una empresa de referencia en el sector.

Permanente aprovechamiento

Las cosechas de SERIFRUIT apuestan por una filosofía de permanente aprovechamiento.
La fruta que recolectamos se clasifica dependiendo de su calidad y calibre, factor que nos permite, por un lado, hacer uso de la totalidad del producto sin que exista desperdicio y, por otro lado, tener en cuenta las características de cada fruto a fin de consumirlo de la manera más óptima.

 

En este sentido, contamos con una significativa producción destinada al consumo de fruta de primera categoría. Este segmento llega a diversos supermercados y clientes finales.
Por otra parte, el fruto de una categoría inferior es aprovechado para la industria del zumo.